ALBERTO CUBERO

Municipio: Alpedrete

 

 

Afrontar la palabra poética es sentirse atravesado por el lenguaje. No ir en busca de, sino constituirse en superficie de recepción, de escucha. Escucha de esa suerte de rumor o balbuceo que nos llega desde no se sabe muy bien dónde. Constituirse en geografía donde se posa lo inhóspito, lo que está más allá de lo conocido, de lo ya transitado.
La palabra poética: ese intento de elaborar lo que nos desborda. Eso que percute por fuera del lenguaje –y que, precisamente por esta condición, nos desborda- y que intentamos plasmar, fijar, a través de la palabra. Una empresa destinada a la derrota, pero que nos proporciona el goce de acariciar el misterio.
Ese intento de nombrar lo inefable.

 

 

 




Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.+info

ACEPTAR