Hasta el 24 de octubre / Casa de Cultura Alfonso X El Sabio. Guadarrama.

Un rápido trayecto de menos de veinte kilómetros fue el último viaje de Gerda Taro. La fotorreportera que tantos instantes había inmortalizado con su cámara no pudo reflejar este paisaje, pues iba gravemente herida  en la ambulancia que la transportó desde el frente de Brunete hacia el hospital de El Escorial, a través de una senda de guerra, de desolación, de huida… Durante sus últimos instantes de vida, el vacío se había adueñado de su mente, incapaz de captar imagen alguna. De no haber sido así,  aunque veladas y distorsionadas, podrían haberse parecido a estas “Últimas Miradas”.

 Memoria e invisibilidad son conceptos comunes en mi trabajo fotográfico, sobre los que también se estructura esta serie, que nace con la intención de homenajear a la joven alemana que comenzó el aprendizaje artístico junto a su pareja André Friedman, con quien posteriormente inventaría el personaje de Robert Capa, bajo cuyo nombre presentaron ambos sus trabajos. Su prematura muerte, de la que se han cumplido ochenta años, impidió el desarrollo de una carrera que se prometía brillante. Es la corta historia de una invisibilizada más,  que dejó una parte de su obra y de su idea al abrigo de este famoso pseudónimo.

 

 

doraroman.com

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.+info

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!